Recetas

Nutrición vs. Dieta

¿Por qué son opuestos? Porque hoy en día con los problemas de obesidad, bulimia y anorexia, sobre todo en los jóvenes, la dieta no está asociada a la buena alimentación sino a la necesidad inmediata de adelgazar. Comer menos no implica adelgazar sino enfermarse, esto es algo que todos debemos comprender.

Mucha gente, sobre todo jóvenes, suelen atravesar el día entero con la sola ingesta de una ensalada y una tostada de pan integral, sin darse cuenta que un cuerpo saludable es aquel que tiene los nutrientes y la energía necesarios para sobrellevar las exigencias diarias.

Lo principal no es no comer, sino aprender qué y cuándo comer.

El cuerpo necesita un consumo mínimo de calorías para subsistir sanamente y sin dañarse, lo que no significa que “necesita engordar” sino que necesita NUTRIRSE e HIDRATARSE correctamente. Para esto, como cada cuerpo es distinto y la vida de cada uno varía, es necesario pensar una DIETA NUTRICIONAL acorde balanceada, que nos acompañe durante el día sin pasar hambre.

Así, realizar seis ingestas diarias moderadas (desayuno y merienda, 2 comidas, 2 colaciones) nos brinda el beneficio de no pasar hambre y, el hecho de poner en funcionamiento el cuerpo, nos ayuda a quemar calorías. Para bajar de peso, por lo general -salvo casos patológicos-, alcanza con eliminar de la dieta las grasas y las harinas blancas*.

El consumo de frutas secas, sin salar ni tostar, ayuda a controlar el colesterol y ayuda a prevenir el envejecimiento celular. El consumo de pescado es beneficioso así como también la ingesta diaria de cereales integrales.

Y de vez en cuando, siempre es bueno para la salud darnos un pequeño gusto.

*Es recomendable consultar al nutricionista.

officegym

Pone tu bienestar en movimiento info@officegym.com.ar